MATRIMONIO ANTE NOTARIO

En las próximas entradas, desde la Notaría Muñoz-Cuesta en Sueca, vamos a ir introduciendo un esquema básico de las nuevas competencias que atribuye la Ley de Jurisdicción Voluntaria a los Notarios. Empezamos por quizá la más popular: La celebración de Matrimonios

FUENTE: CONSEJO GENERAL DEL NOTARIADO

clip_image0028

MATRIMONIO

Competencia.- Compartida con el Juez Encargado del Registro Civil, los Jueces de Paz, los Alcaldes o concejales en quienes deleguen, los Secretarios judiciales y los funcionarios diplomáticos y consulares.

Entrada en vigor.- A pesar de que la Disposición final vigésima primera suspende la entrada en vigor de todas las normas del Código Civil, Ley de Re­gistro Civil y Ley del Notariado, que se refieren a la celebración del matrimonio ante Notario hasta el 30 de junio de 2017, la Disposición transitoria cuarta es­tablece desde la entrada en vigor de la Ley hasta aquella fecha un régimen provisional, en el que, resuelto favorablemente el expediente matrimonial por el Encargado del Registro Civil, el matrimonio puede celebrarse, entre otras auto­ridades, ante Notario.

Esquema del procedimiento.- Durante este periodo transitorio, el régimen de celebración del matrimonio ante Notario es el siguiente:

– El Notario es libremente elegido por ambos contrayentes entre los competentes en el lugar de celebración. En principio, el lugar de celebración será el domicilio de uno de los contrayentes, a no ser que en el expediente se haya autorizado la celebración en otro lugar (cf. art. 250 RRC). En cualquier caso, el Notario debe examinar de oficio su propia competencia y dejar cons­tancia de ello en la escritura.

– Por analogía con la Disposición transitoria Quinta, el Encargado del Re­gistro Civil, concluido el expediente, debe expedir dos copias de la resolución, que incluirá una certificación acreditativa del juicio de capacidad matrimonial. Parece lógico entender que los contrayentes deben entregar la resolución al notario antes de la celebración del matrimonio, para que compruebe que no existen impedimentos, y quedará incorporada a la matriz para reproducirla en las copias.

– El consentimiento se presta en la forma prevista en el CC y en la LRC de 1957, es decir, haciendo constar la hora, fecha y lugar de celebración, le­yendo los artículos 66, 67 y 68 CC, tras lo que se pregunta a los contrayentes si consienten en contraer matrimonio con el otro y si efectivamente lo contraen en dicho acto. Respondiendo ambos afirmativamente, el notario los declarará unidos en matrimonio.

– Todo esto se hace constar en escritura pública firmada por los contra­yentes y dos testigos, y autorizada por el Notario.

– Se entrega a cada contrayente copia de la escritura y se remite por el autorizante el mismo día y por medios telemáticos copia autorizada electrónica al Registro Civil, para su inscripción. No obstante, mientras no se arbitre un ca­nal telemático para enviar la copia electrónica, el Consejo entiende que procede remitir la copia autorizada por correo certificado con acuse de recibo.

– Los artículos de aplicación futura a este acto y la Disposición transitoria cuarta sólo mencionan un posible contenido de esta escritura: reflejar la cele­bración del matrimonio y la prestación del consentimiento matrimonial. Por tanto, a diferencia de lo que se establece en las distintas leyes que regulan las ca­pitulaciones matrimoniales, en las que sí pueden incluirse cualesquiera pactos, no parece posible en esta escritura incluir pactos matrimoniales, sucesorios o de otra índole que puedan realizarse con ocasión de la celebración del matri­monio. Esto no obsta para que, además de la escritura de matrimonio, se pue­da otorgar simultánea o posteriormente escritura de capitulaciones con el am­plio contenido que permiten el Código Civil y las legislaciones autonómicas, pe­ro siempre en instrumento separado.

Otras cuestiones.- Hasta el 30 de junio de 2017 no podemos celebrar matrimonios en peligro de muerte.

– Seguirá aplicándose la normativa actual de los poderes para contraer matrimonio, pero habrá que entender aplicable la regla del art. 55 CC nuevo, en cuanto a que, en caso de revocación, ha de notificarse al Notario que vaya a celebrar el matrimonio, aun cuando la vigencia de este precepto se haya sus­pendido hasta el 30 de junio de 2017, porque en otro caso se corre el riesgo de autorizar un matrimonio con un poder revocado. En cualquier caso, parece con­veniente, por seguridad que la copia autorizada del poder, respecto del cual se habrá emitido juicio de suficiencia, quede incorporado a la escritura.

– Por analogía con lo establecido para los Juzgados, los notarios celebra­rán los matrimonios en sus despachos, en días laborables y en horas de oficina, previa cita establecida con antelación suficiente (cf. art. 249 RRC). No hay, por tanto, obligación de celebrar matrimonios fuera del despacho, en días festivos o en horario no habitual.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Noticias Notaria Jaime Cuesta Sueca, Novedades legislativas Notaria Sueca y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s